Prestarle dinero a los amigos y parientes… mal negocio.

http://quincher.wordpress.com/2010/07/22/lo-que-nos-cuesta-un-candidato-yauyino/

El que presta, ¿pierde?

Afirman expertos que la amistad y el dinero no se deben mezclar

Autor: Laura Gutiérrez | OC

No siempre resulta cierto, pero en general sí es peligroso que los amigos y el dinero vayan de la mano. Son amigos de la persona ¿o de su fortuna? De acuerdo a un artículo de Univision, se recomienda que si se quiere ayudar a un familiar o una amistad que pide dinero o crédito, hay que tener en cuenta primero las probables consecuencias. Se puede ser buen pariente, sin dejar de ser precavido, pero si te dejas llevar por tu buen corazón y prestas dinero a un familiar (o a un amigo), es posible que pierdas no sólo el dinero sino también tu buena relación con esa persona. Lo anterior no quiere decir que todas las personas sean tramposas, pero regularmente la palabra empeñada ya no se cumple y, en muchas ocasiones se acerca la gente al que más tiene para ver cómo se beneficia, sin otra razón de sentimientos.

MiContabilidad.digital

 

Peor aún sería el caso de que dejara que un familiar o un amigo usara su crédito para comprar una casa o hacer cualquier otra adquisición considerable, como un auto… Si esa persona no hace los pagos correspondientes a la deuda que adquirió usando su nombre como garantía, toda esa carga de pagos le corresponderá a usted liquidarla. Si usted no pudieras pagarla, se destrozará su crédito, o podría ser que hasta llegara a perder alguna propiedad. En caso de que usted mismo quisieras en el futuro comprar una casa o un auto, no lo podrían hacer porque tendrá en su historial de crédito esa mancha antigua de una mala deuda. Muchas personas tienen razón cuando aseguran que para prestar dinero están los bancos, y aunque hay casos en que se hace absolutamente imposible negarse a ello —cuando se trata de, digamos, una madre o un hijo en apuros—, es mejor no meterse en esos problemas que podrían llegar a destruir tu propia vida financiera, pero allí ya debe imperar el criterio de cada quien, porque tampoco se puede dejar a los familiares a la deriva en momentos difíciles. Hay que saber distinguir eso.

Fuente: ochocolumnas.com.mx

 

"Antes de pedir dinero prestado a un amigo, decida cuál de las dos cosas necesita más."

– proverbio estadounidense

 

Por eso, solo préstale con confianza a tu contador 😆

Saludos !!

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Un comentario

  1. …cuánta razón tienes colega…yo lo descubrí demasiado tarde.

No se admiten más comentarios