Propósitos de año nuevo ¿Propósitos de papel?

Por C.P.C y M.I José Mario Rizo Rivas

http://ssgtnet.com.mx

¿Recuerdas los propósitos que te hiciste al iniciar el año?

¿Los cumpliste?.

La mayoría de las personas iniciamos el año con un ánimo entusiasta, embriagados de las alegrías que dejan los festejos decembrinos. Nos fijamos ambiciosas metas para realizarlas durante el año recién nacido. Sin embargo pocas personas logran realizar todos sus propósitos y un número aun menor cumple sus metas, lo que nos lleva a que cada año tengamos los mismos propósitos y metas.

Hacer ejercicio e iniciar una dieta para bajar de peso.
Ahorrar para comprar una casa o un auto.
Administrar mejor el tiempo para pasar más rato con la familia.
Terminar nuestros estudios.
Terminar mi curso de ingles… y un largo etcétera de buenas acciones que todos quisiéramos realizar.

Este reciclamiento nos lleva a un estancamiento en nuestro desarrollo personal y demuestra una falta de compromiso con nuestros propósitos, cuando deberíamos cumplir estos acuerdos con nosotros mismos tan cabalmente como procuramos cumplir nuestros compromisos con los demás, que en la mayoría de los casos si logramos realizar.

Cabe señalar que el reciclamiento de propósitos del que hablo no se refiere a propósitos cumplidos en el pasado y que repitas con una nueva meta más allá de la anterior.

Así, te invito a que hagamos memoria y nos preguntemos: ¿Cuáles fueron los propósitos y metas que me planteé al inicio del año? ¿Cuáles cumplí? ¿Cuáles no? ¿Por qué? ¿Qué me hizo falta?

Quizás mis metas eran demasiado ambiciosas o surgieron situaciones que me lo impidieron. Sin embargo, ¿realmente me fue imposible cumplirlas, o sólo son pretextos para justificarme?

Consejos para cumplir tus propósitos:

1. Se realista. Tus metas deben ser razonablemente alcanzables en el tiempo previsto. Quizás requieras más de un año para lograrlas pero debes fijarte un porcentaje de alcance para el año que comienza. Por ejemplo, si pretendes construir tu propia casa, es probable que no lo hagas en un año, pero la meta para el 2012 podría ser comprar el terreno.

2. Se objetivo. Tus propósitos deben ser claros, concretos y precisos, evita las ambigüedades, su avance debe ser medible y su cumplimiento claramente observable. Si tu meta no es fácilmente cuantificable encuentra indicadores que si lo sean. Por ejemplo: si quieres ser más culto, puedes fijarte un número de libros a leer durante el año. Al final debes poder fácilmente contestar si lo lograste o no y cuánto te faltó.

3. Se disciplinado. Los propósitos deben ser acciones que puedas incorporar a tu vida diaria a fin que sean parte de tu rutina y se queden contigo aún habiendo cumplido tu meta principal. Tus metas deben estar continuamente en tu mente, todos los días, escríbelas en donde siempre estén a la vista, ¡no te distraigas!

Si bien es cierto que el arranque del año se presta para iniciar con metas y propósitos, ¿por qué esperar? Hoy puede ser un gran día para comenzar a mejorar tu vida, para trabajar en el cumplimiento de tus metas, y para que el próximo año tengas otras nuevas y puedas dar el siguiente paso en tu desarrollo personal.

“No te molestes en ser mejor que tus contemporáneos o tus predecesores, intenta ser mejor que tú mismo”.- William Faulkner.

Programa GRATUITO de facturación electrónica de ElConta.Com

.

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

No se admiten más comentarios