¿Confiar en tu Contador como en tu almohada? ¿Cómo consigo un Contador de confianza?


confianza_respeto.jpg¿Confiar en tu contador como en tu almohada?

Autor: L.C. Pedro Pablo Tamayo

Sitio web del autor: tamayocc.blogspot.mx

Cuantos de nosotros no hemos alguna vez pensado lo difícil que es encontrar personas de confianza, para contarles nuestros problemas, o simplemente para que nos escuchen. Probablemente encontremos personas confiables que solo podrán contarse con los dedos de nuestras manos. Sin embargo desde tiempos remotos la humanidad se ha adaptado a la necesidad de vivir en grupo, por lo cual tuvo que confiar en todos los miembros del grupo, y entregar de manera recíproca el apoyo necesario para la supervivencia.

Existen diferentes tipos de confianza, la confianza en los demás, la confianza en sí mismo y la confianza espiritual (la fe). La sinceridad, la honestidad y la credibilidad son tres elementos imprescindibles de la confianza. El tener, ver y reconocer estos tres elementos, serán factor determinante para que las personas puedan confiar entre ellas mismas.

clip_image002_thumb.jpgEn la actualidad la confianza ha sido opacada por la falta de credibilidad en las personas, a causa de la corrupción, el fraude, delincuencia, entre otros. Por desgracia, nuestra querida profesión, la contabilidad, no ha quedado exenta de ello. Ha habido casos muy sonados los cuales han hecho que se pierda de a poco la credibilidad en la profesión.

La falta de ética ha sido un factor muy importante que da como consecuencia que se cometa un fraude y por consecuencia se caiga en corrupción. De igual forma la falta de equidad, es la que orilla a buscar siempre que la balanza este de nuestro lado.

Ahora bien, ¿cómo afecta todo esto a la confianza en los contadores? Yo diría que mucho. Ya que todos o la mayoría de los casos sonados de fraudes y corrupción tienen que ver con dinero, y si hablamos de dinero, nos viene a la mente los contadores, por lo general. Aunado a la mala fama de los contadores o despachos, que traicionan su ética profesional y la confianza que depositan en él, nuestros queridos clientes. Y como dice el dicho, por uno pagamos todos.

La pregunta aquí es ¿Cómo combatir desde nuestra trinchera al fraude y a la corrupción? Claro está que no vamos a poder individualmente, hay que hacerlo en conjunto y tenerlo en cuenta como la única solución que existirá, trabajar en equipo en contra de la corrupción, y eso solo se logra confiando en los demás, no hay de otra. Nunca debemos perder la confianza en los demás, en la humanidad.

Entonces, ¿Cómo confiar en tu contador como en tu almohada?

Muy sencillo. Debemos ponerle interés a nuestros negocios, estar al pendiente de los movimientos que se hagan en cuanto a la contabilidad y declaraciones tributarias, y ponernos serios a la hora de contratar un servicio contable. De esta forma los siguientes consejos, son parte de una solución, de obligarnos a tener confianza, entre nuestro contador y nosotros mismos:

  • Interés: “Hay que interesarnos más, en las actividades que desarrolle nuestro contador, para que estemos en continua participación en las finanzas de nuestra empresa, al final hay que recordar que es nuestro negocio, nuestro dinero y quien más para cuidar nuestros intereses que nosotros mismos”. *
  • Contratos: Cuando existe un documento legal que obligue a las personas a seguir al pie de la letra los acuerdos, seguramente habrá armonía en lo estipulado en la misma, como son los periodos de entrega, el pago, la forma de pago, la duración del servicio, y aclaraciones futuras.
  • Tiempos de entrega/resguardos: Es necesario que tanto el cliente como el contador, estipulen en el contrato los tiempos de entrega de: las declaraciones de impuestos, los informes financieros, y algo que considero muy importante es la entrega del resguardo contable y fiscal de manera anual o semestral por parte del contador, ya que el obligado al resguardo de la misma es el contribuyente.
  • Auditorías internas: Estos se pueden hacer tanto contable como fiscalmente, por ejemplo en la página del SAT, existen diversos portales en los cuales se pueden visualizar los últimos movimientos que se hicieron con su usuario (RFC), de igual forma en la opinión del cumplimiento se puede visualizar si se está en regla las declaraciones, en los pagos referenciados ver si se hicieron las declaraciones, y en el buzón tributario, consultar cualquier aclaración con el SAT.
  • Clave por internet y FIEL: Es importante tener en cuenta que la clave por internet y la FIEL al entregarlas al contador, es como darle una hoja en blanco firmada, menciona Jorge Sánchez Hernández, presidente de la Academia de Estudios Fiscales y también consultor de Deloitte. De igual manera el SAT recomienda rotundamente no hacer entrega de la contraseña, ni de la FIEL. En un sentido estricto, cada vez que se haga algún movimiento electrónico ante el SAT, debe de estar presente el cliente y el contador, pero seamos sinceros, no es funcional, puesto que los clientes para eso le pagan a los contadores, y a veces no tienen o no se dan el tiempo para llevarlo a cabo así. En mi opinión los clientes personas físicas deben hacer lo mismo que las personas morales, le entregan a sus contadores la FIEL y la contraseña. Aquí entra un factor importante, la confianza, para entregar la FIEL y contraseña se puede estipular en el contrato, el límite de los usos, haciendo al contador representante legal de uno, para que así tome la figura de responsable solidario, en caso de pensar en cometer algo fuera de lo normal.
  • Busque a un contador de confianza: Existe un sin número de contadores honestos, de hecho son más de los que no lo son, recordemos que los buenos somos más. Pero para identificarlos, podemos guiarnos de recomendaciones de otros clientes, visitar sus páginas por internet, verificar que su RFC lo valide el SAT, y por supuestos que les inspire confianza, porque tampoco todos son compatibles con uno, lo importante es saberse comunicar, y así poder confiar en su contador como en su almohada. 😉

Ahora que ya sabemos que consejos seguir para adquirir la confianza necesaria con nuestros contadores, y con nosotros mismos, refiriéndome a nuestras propias finanzas, recordemos que la confianza no se construye de una sola parte, ambas partes tienen que construirla, sin embargo la confianza que construyamos no solo debe de ser en los contadores, sino en la humanidad, ya que es necesario que no solo busquemos que se incline a nuestro favor la balanza, sino que sea equitativo el beneficio. Para así construir un mundo mejor, donde no solo “los buenos seamos más”, sino donde “los buenos seamos todos”.

Gracias y saludos 😉

Otro artículo de tu interés:

* http://elconta.com/2015/06/12/miedo-a-la-contabilidad-nunca-mas/

clip_image004

Tamayo CC es un despacho fiscal, contable y consultor. Se caracteriza por brindar un servicio óptimo, de calidad y fiable para tu negocio, con un sentido humano y profesional. Tamayo CC les ofrece diversos servicios para tu negocio, enfocado a las áreas contables, fiscales y administrativas; poniendo como estandarte principal las necesidades del cliente. Tamayo CC siempre estará a la vanguardia de las actualizaciones necesarias para ofrecer siempre un servicio efectivo; de la mano de soluciones innovadoras basadas en las tecnologías actuales y en nuestro talento humano.

Visítanos en: https://www.facebook.com/tamayoCC/

Síguenos y regálanos un like!!

Acerca de L.C. Pedro Pablo Tamayo

Licenciado en Contaduría egresado de la Universidad Autónoma del Carmen. Actualmente curso la maestría de Dirección del Talento Humano en el Instituto de Estudios Universitarios de Puebla en línea. Laboro actualmente en Constructora Subacuatica Diavaz, como encargado de nóminas y soy Co-fundador del Despacho Consultor y contable Tamayo CC, el cual ofrece servicios de declaraciones tributarias, contabilidad general, elaboración y gestión de nóminas, consultorías fiscales, de recursos humanos; asesorías laborales, entre otros. Me he desarrollado como docente. Recientemente ofrezco mis servicios como Freelance, y he comenzado a escribir artículos en un blog.
Enlace para bookmark : Enlace permanente.

No se admiten más comentarios